9 de marzo de 2017

Desapariciones forzadas cometidas por el Estado y particulares fueron expuestas ante Comité de la ONU

Hoy, 9 de marzo de 2017, se realizó la segunda sesión de examen periódico del Estado ecuatoriano ante los relatores y miembros del Comité contra desapariciones forzadas de las Naciones Unidas (CED),en Ginebra. 

Andrés De la Vega, viceministro de Coordinación y Seguridad en Ginebra.


A las 04:00, hora Ecuador, los relatores iniciaron la sesión con las siguientes preguntas. ¿Qué tipo de capacitación reciben la Policía Nacional y si ese contenido incluye la Convención Internacional para la Protección de todas las Personas contra las Desapariciones Forzadas que fue ratificada por Ecuador? ¿Qué medidas de reparación se han cumplido con las víctimas de desaparición forzadas y si no se han cumplido por qué se ha demorado el proceso? ¿Cuántas personas, víctimas de desaparición forzada han sido localizadas y cuántas faltan? ¿Si la Dinased no es competente para resolver casos de desaparición forzada, cómo saben si se trata de una desaparición forzada o regular y cómo la tratan? ¿Si los familiares de desaparecidos tienen limitaciones para asociarse? ¿Si todos los familiares se les permite participar en reuniones con la Presidencia?

Frente a estas preguntas, el viceministro de Coordinación y Seguridad, Andrés De la Vega, señaló que el presidente Rafael Correa con los delegados de otras 15 instituciones se han reunido con cerca de 100 familiares de personas desaparecidas cada semestre. También, enfatizó, que los familiares no son víctimas de “malos tratos” y que en Ecuador se respeta el derecho a la libertad de asociación.

Además, los miembros de la delegación señalaron que la Policía ha sido capacitada en tema de derechos humanos y que se cuenta con dos antropólogos en el país para atender la problemática de la desaparición de personas.

Por lo antes mencionado, queremos señalar que:

-          Uno. Reconocemos el trabajo que ha realizado el Estado ecuatoriano en torno a la problemática de personas desaparecidas, sin embargo, no es suficiente porque no existe una política integral que enfrente el tema de desapariciones y lo prevenga.

-          Dos. La primera reunión de diciembre de 2013 que se realizó con el presidente Rafael Correa y otros representantes del Estado fue fructífera porque se llegó a un acuerdo con cinco puntos: primero, la inclusión de la tipificación de la desaparición involuntaria en el nuevo Código Integral Penal; segundo, un plan de recompensas 1800 para las personas que se encuentran desaparecidas; tercero, la elaboración de un reporte de hospitales, morgues, terminales que incluya información detallada sobre personas desaparecidas o NN que hayan sido ingresadas o atendidas en dichas instituciones; cuarto, el desarrollo de reuniones quincenales de familiares de las víctimas con los fiscales y agentes asignados al caso con el fin de avanzar en el proceso de investigación y búsqueda; y quinto el desarrollo de una reunión con el mandatario de la República luego de seis meses para evaluar los avances de estos acuerdos. Además, se habló de crear una política integral para enfrentar esta problemática.  Han pasado más de 3 años y la desaparición involuntaria no fue tipificada, el Sistema de Recompensas no funciona; no existe una base de datos de personas desaparecidas o NN, pues al parecer se sigue construyendo; y las reuniones con el presidente Rafael Correa no son citas de seguimiento y evaluación sino de exposición y re victimización.

Estas reuniones no se realizan cada semestre sino cada 6 u ocho meses no son de seguimiento ni evaluación pues no llevan actas de las mismas. La Asociación ha solicitado las memorias y la respuesta fue que no existen.

-          Tres. En Ecuador se registra más de 4300 denuncias de desapariciones, pero solo en las reuniones presidenciales se analizan alrededor de 90 casos. No todas las familias son invitadas. Además, le recordamos a las autoridades que el año 2014, a Luis Sigcho, ex presidente de Asfadec se le negó el ingreso a la reunión, y en el 2016, no se invitó a Telmo Pacheco, presidente de Asociación, para participar a la reunión con el presidente Correa. Las autoridades nunca indicaron la razón.

-          Cuatro. Los familiares de personas desaparecidas sí somos víctimas de malos tratos, viceministro Andrés Tinajero por eso decidimos ya no ingresar a la quinta reunión con el presidente Rafael Correa.

-          Cinco. Los familiares somos víctimas de hostigamiento y hasta de agresiones por exigir justicia para nuestros seres queridos desaparecidos. En julio de 2016, presentamos una denuncia en la Fiscalía.

-          Seis. De los 17 casos de desapariciones forzadas que registra la Comisión de la Verdad de Ecuador, señalamos que no todos los casos se ha resuelto ni se han judicializado. El escritor Gustavo Garzón desapareció el 10 de noviembre de 1990, en la ciudad de Quito. Hasta el momento, su familia desconoce su paradero. Además, el caso no ha sido judicializado y el ex jefe de la Policía, Edgar Vaca, persona que presuntamente conocía el paradero de Gustavo, falleció el 31 de enero de este año sin dar respuesta alguna.

-          Siete. Señalamos que en Ecuador, tras el 2008 sí se han registrado casos de desapariciones forzadas. Como el caso de Francisco Cajigas, joven de 32 años de ciudadanía colombiana, desaparecido en noviembre de 2015 en Ibarra tras ser detenido por la Policía y luego de 13 días encontrado sin vida en la Laguna de Yahuarcocha. También Edwin Ullco, joven de 20 años desapareció el 1 de mayo de 2016, en Quito. Ese mismo día de su desaparición, la Policía Nacional registra en un parte policial  su detención.

-      Ocho. El Estado ecuatoriano dijo que los posibles perpetradores si son apartados de las investigaciones y aseveran que no se trata de desaparición forzada, pero los casos no son investigados oportuna y diligentemente en plazos razonables. Además, los expedientes son reservados por lo que no se puede llegar a saber si están o no involucrados agentes del Estado.

-          Nueve. El Estado ecuatoriano, dice tener la base de datos y la lista para hacer cotejamiento con los ADN en el laboratorio especializado en donde hay médicos forenses con experticia, pero de qué nos sirve el laboratorio de criminalística y de alta tecnología, si no hay personal  técnico y peor aún médicos forenses, solo hay un odontólogo forense. El supuesto banco de ADN o base de datos con los NN no ha servido porque  que cuando hay cuerpos no identificados, estos pasan días, meses y hasta años en la morgue, como fue el caso de Guillermo Sarzosa.

-          Diez. El Estado ecuatoriano dice que ha desarrollado Políticas Públicas y ha prestado ayuda psicológica, económica, médica y social a los familiares de los desaparecidos. Asimismo, busca la vida digna procurando proteger a la ciudadanía y garantizando los DDHH. Todos los casos no son investigados con diligencia lo que no nos permite tener acceso a la verdad ni conocer sobre el avance de las investigaciones ya que en el país, la no prescripción de la investigación de las personas desaparecidas no es garantía porque no hay plazos ni fechas para terminar la investigación. 

El fiscal puede o no investigar y lo peor, los familiares no tenemos acceso a solicitar rendición de cuentas por el trabajo no realizado por el fiscal, ya que de acuerdo con el Consejo de la Judicatura, los fiscales son autónomos y dueños de cada uno de los casos y pueden actuar como les parezca sin rendir cuentas de sus actos.  Los fiscales así como los policías de la DINASED no son especializados, ya que estas instancias se formaron con personal de varias unidades como los policías de tránsito.

-          Once. El Estado ecuatoriano dice que hay dos protocolos para la búsqueda de las personas desaparecidas, extraviadas o perdidas, pero no reconoce que la Policía tiene la idea preconcebida y estereotipos que las personas desaparecen por decisión propia debido a embarazos, deudas, dos hogares, malas notas del colegio, consumo de alcohol y/o drogas, incomprensión con los padres, esposos, novios, etc.

-          Doce. Las campañas de prevención para evitar la desaparición de personas no se encuentra lista. Al menos, los familiares de personas desaparecidas no hemos participado ni hemos visto en los medios de comunicación y espacios públicos como colegios o plazas su difusión.



Telmo Pacheco, presidente de Asfadec 0987704869
Daniela Salazar, secretaria de Asfadec 0979138816


Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

TwitterFacebook Google Plus you tube rss