Solidaridad y justicia para Jaime Guevara

Los familiares y amigos de personas desaparecidas nos solidarizamos con nuestro hermano y amigo Jaime Guevara que se encuentra hospitalizado tras un accidente de tránsito en el interior de un bus público, el pasado 17 de noviembre de 2015.

Familiares de desaparecidos presentan denuncia en Fiscalía por agresiones físicas

Como Asociación de Familiares y Amigos de Personas de Desaparecidas mostramos nuestra preocupación por la integridad física y psicológica de los familiares y amigos de las personas desaparecidas.

Un hashtag por los desaparecidos

Arrancamos con la campaña #DESAPARECIDOSECUADOR porque nuestros seres queridos aún no retornan a casa. Desde cualquier lugar del mundo podemos exigir que los desaparecidos vuelvan con sus familias.

“Informe sobre la situación de personas desaparecidas de forma involuntaria y sus familiares en el Ecuador, 2015”

Este Informe tiente el carácter alternativo y fue presentado el pasado viernes 04 de septiembre de 2015, ante el Comité de Naciones Unidas contra la Desaparición Forzada

2 de octubre de 2017

Sin rastro de Manuel Jácome desaparecido en Ambato

Lilian Valle busca a su primo desaparecido en la provincia de Tundgurahua. 



La última vez que lo vieron fue el 23 de septiembre de 2017, en el sector La Joya, en Ambato. Manuel Mesías Jácome Lara, salió de su casa y no regreso. Han pasado 14 días y su familia desconoce su paradero.

Lilian Valle, prima de Manuel, asegura que su familiar no desapareció voluntariamente, que algo lo sucedió. Al momento, el caso es investigado por la policía y fiscalía de Ambato, sin embargo, hasta ahora los agentes del Estado no tienen una hipótesis de lo que pudo haber ocurrido con Manuel.

En estos días, está previsto que se realice un barrido con canes y miembros de la Policía por el sector. Además, Valle aseguró que en esta semana los familiares de Manuel se reunieron con el fiscal provincial de Tungurahua donde se evidenció que los números registrados en el afiche de la Policía Nacional que difunde la desaparición de su familiar no funcionan, pues nadie contesta el teléfono.

También en nuestro programa, conversamos con Harold Burbano, asesor legal de la Fundación Regional de Asesoría en Derechos Humanos (Inredh), que habló sobre la sentencia de la Corte Intereamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) que declaró la responsabilidad del Estado de Guatemala en la desaparición no forzada de una joven.


28 de septiembre de 2017

Conversatorio ¿Dónde están los desaparecidos?

Ante la falta de respuestas y las ineficaces diligencias para encontrar a nuestros familiares desaparecidos seguimos exigiendo verdad y justicia para encontrar a las 4402 personas desaparecidas en Ecuador.

La Asociación de Familiares y Amigos de Personas Desaparecidas en Ecuador (Asfadec)  y el Centro Cultural “Rompecandados” invita a todas aquellas personas que buscan a un ser querido desaparecido, a sus amigos y a toda la sociedad a participar en el conversatorio de sensibilización en el sur de Quito ¿Dónde están los desaparecidos? que se realizará mañana, viernes, 29 de septiembre de 2017, a las 16:30, en el Centro Cultural “Rompecandados” sector de Chillogallo, sur de Quito, tras los patios del Subcentro de Salud, avenida Mariscal Sucre y Luis López, portón negro.

Familiares de personas desaparecidas invitadas:

Elizabeth Rodríguez (Madre de Juliana Campoverde, miembro de ASFADEC)
Alix Ardila (Madre de Carolina Garzón)
Lina Garzón ( Hija de Walter Garzón y hermana de Carolina Garzón)


A un año de la partida de Walter Garzón, fundador de la Asociación de Familiares y Amigos de Personas Desaparecidas en el Ecuador (Asfadec).

Contactos: 

Alix Ardila, madre de Carolina Garzón 0994889399


Telmo Pacheco, presidente de Asfadec 0987704869





20 de septiembre de 2017

A un año de la partida de Walter Garzón, fundador de Asfadec

Walter Garzón partió  de este mundo el 12 de septiembre del 2016, con el dolor más grande, la incertidumbre  de no saber el paradero de su hija Stephanny  Carolina Garzón Ardila, desaparecida el 28 de abril del 2012 en la ciudad de Quito Ecuador.

Las banderas rojas en homenaje a Walter Garzón, las
blancas en memoria a los miles de desaparecidos en Ecuador.


Walter emprendió en el 2012 la lucha por la búsqueda de su hija y en esa lucha empezó  a evidenciar  que en el Ecuador desaparecen personas a diario. Allí decidió llamar a cada familiar de los desaparecidos, en esta dinámica de hacer plantones en la Plaza Grande, ir a diligencias,  juntar esfuerzos, ir a la Fiscalía y conformó el comité  “Busco a Carolina”. Por el número de personas  desaparecidas el comité pasó a ser  una asociación que en  la actualidad se denomina Asociación de Familiares y Amigos de Personas Desaparecidas en Ecuador (Asfadec) con su principal consigna de exigir Verdad y Justicia, ya que antes de la creación de la Asociación los casos de personas desaparecidas  duraban 3 meses máximo abiertos en la Fiscalía y luego los cerraban.

Ha pasado ya un año de la partida de Walter y aún  no hay ninguna respuesta sobre la aparición de Carolina, las exigencias siguen igual desde que Walter con otras familias conformaron la organización, exigencias mínimas que el Estado ecuatoriano debería cumplir, ya que esto es una problemática social  que afecta al Ecuador.
No hay especialización de fiscales y policías, no tienen experticia, esta es una de tantas irregularidades  por  las que no sabemos nada de Carolina, ni de los hechos que rodean su desaparición y los responsables. El caso está como al inicio, con vacíos y colmado de falencias irregularidades.

La Fiscalía anterior no cumplió ofrecimientos como traer expertos de Colombia, ha existido demasiada rotación de fiscales (son ocho ya en el caso de Carolina), se demoró tres años en la reconstrucción de los hechos y la localización de testigos claves. Además, de la falta de sensibilidad de las autoridades frente a las exigencias de la familia.



Alix Ardila, madre de Carolina Garzón Ardila -  0994889399 

Plantón en la Plaza Grande. Batucada Rompecandados. 

Walter Garzón falleció el 12 de septiembre de 2016, sin conocer dónde está su hija.

Lina María Garzón habla sobre la lucha de su padre Walter Garzón.

Elizabeth Rodríguez e Isabel Cobrera recordaron a Walter. 

18 de septiembre de 2017

Plantón “Walter Garzón: en memoria a las personas desaparecidas”

La Asociación de Familiares y Amigos de Personas Desaparecidas  (Asfadec) invita a los medios de comunicación y a la sociedad en general al plantón “Walter Garzón: en memoria a las personas desaparecidas” que se realizará este 20 de septiembre de 2017, a las 10:00, en la Plaza Grande frente al palacio de Carondelet.

Este 12 de septiembre se cumplió un año del fallecimiento de Walter, padre de Carolina Garzón Ardila desaparecida el 28 de abril de 2012, y fundador de Asfadec, quien ante el profundo dolor de no saber dónde está su hija enfermó y falleció sin saber el paradero de su Caro.

Hoy, 365 días después el Estado ecuatoriano ni colombiano ha logrado dar respuestas sobre el paradero de la joven colombiana. En su memoria realizaremos este miércoles un mandala y denunciaremos que tras 100 días de la gestión de Lenín Moreno hasta el momento la problemática de los desaparecidos no forma parte de su agenda, pese a que le hemos enviado cuatro cartas mostrando nuestra preocupación ante este fenómeno social que afecta a más de 4000 familias.

Contacto de prensa:

Alix Ardila, madre de Carolina Garzón 0994889399

Telmo Pacheco, presidente de Asfadec 0987704869

Walter Garzón falleció hace un año tras una profunda depresión. 

Los desaparecidos: una problemática con respuesta a la prensa y desesperanza a los familiares

Comunicado público 

Quito, 18 de septiembre de 2017

La Asociación de Familiares y Amigos de Personas Desaparecidas en Ecuador (Asfadec) denuncia ante la  comunidad nacional y medios de comunicación que las declaraciones emitidas por el  ministro del Interior, César Navas; fiscal general del Estado, Carlos Baca Mancheno; defensor del Pueblo, Ramiro Rivadeneira; y el titular de la Dirección Nacional de Delitos Contra la Vida, Muertes Violentas, Desapariciones, Extorsión y Secuestros (Dinased), Víctor Araús, en relación al Taller sobre personas desaparecidas que se realizó el pasado 12 de septiembre de 2017, en la ciudad de Quito, no se apegan a la realidad. 


Frente a esto,  señalamos que:


Pimero,  los familiares de personas desaparecidas en el Ecuador vemos con tristeza e indignación que el formato de reunión se mantenga para las reuniones interinstitucionales, pues las respuestas continúan siendo ofrecimientos públicos ante la prensa y no respuestas reales a la problemática social, pues nuestros seres queridos continúan desaparecidos, mientras siguen rotando los funcionarios de turno.

Segundo, saludamos la creación de las 10 fiscalías a nivel nacional, sin embargo, denunciamos que la Fiscalía que opera actualmente en Pichincha no cuenta con personal capacitado. Consideramos necesario que se capacite a los fiscales y policía, ya que no solo basta decir que son unidades especializadas sino que deben serlo. Tomamos la palabra del fiscal general del Estado que ofreció fortalecer la capacitación a fiscales con bases internacionales. Frente a ello solicitamos como familiares que algunas de las especialidades capacitadas sean psicología forense, neurolinguista, entre otras. 

Tercero, rechazamos las declaraciones emitidas por el fiscal general del Estado que asegura, que es imposible tipificar la desaparición cometida por personas particulares, esto permitirá que la desaparición en Ecuador siga siendo un acto administrativo y no un delito por ende los casos continuarán en la impunidad. Hacemos un llamado a las autoridades para que en la construcción de la política pública sobre personas desaparecidas se analice la tipificación de la desaparición “involuntaria”.

Cuarto, denunciamos públicamente que las estadísticas “unificadas” emitidas por el Ministerio del Interior que señala: “desde 1970 hasta el 31 de mayo de 2017 se registraron 38 514 casos de personas desaparecidas, de los cuales, 37 003 (96 %) fueron resueltos y 1.511 (4 %) permanecen en investigación, generan algunas interrogantes.  Frente a esto, nos preguntamos cómo la Fiscalía General del Estado, la Policía Nacional y el Ministerio del Interior informan que en 47 años se ha registrado 38 514 personas desaparecidas, cuando en el reporte de enero de 2016, la Fiscalía General del Estado informó que registró solo en tres años, 29315 denuncias de desapariciones en Ecuador: 8283, corresponde al  2013; 10163 al 2014; y 10863 hasta junio 2015.  ¿Entonces nos preguntamos, de 1970 a 2012 solo se registraron 9199 denuncias de desapariciones,  es decir, que en 42 años desaparecieron menos  de 10 mil personas y que de 2013 a 2015 se triplico el número de denuncias?   Si fue así, entonces era más que necesario crear una política integral para enfrentar este fenómeno social.

La unificación de estadísticas es fundamental para la construcción de políticas públicas, no obstante, las estadísticas emitidas nos generan una serie de dudas por las contradicciones presentadas ya desde anteriores años.  


Quinto, informamos que cinco  años después, de exigir una base de datos a nivel nacional sobre las personas desaparecidas en Ecuador, sobre los cuerpos NN, sobre las morgues, hospitales y otros centros, el fiscal general del Estado nos dice hoy: “es esencial que tengamos una sola base de datos, una sola fuente de información… (porque) sin información es imposible construir una estrategia de acción interinstitucional”.  Cinco años, después reconocen esta necesidad y nos escuchan.  Como familiares y amigos de personas desaparecidas nos preocupa pensar ¿Cuánto tiempo tomará crear esta base de datos de ADN?, ¿Cuánto tiempo se necesita para levantar una base de datos de cuerpos, osamentas y restos NN? ¿Cuánto tiempo más debe pasar para que haya un sistema efectivo que nos dé respuestas y nos diga dónde están nuestras hijas, madres, hermanas, sobrinas, amigas, padres, hijos, hermanos, sobrinos, amigos desaparecidos?

Sexto, hacemos eco de las autoridades estatales en la necesidad de realizar un trabajo coordinado entre instituciones para resolver el casos de desapariciones, no obstante, es necesario aclarar a las nuevas autoridades que este ofrecimiento solo ha quedado en discurso con iniciativas sin concretar. Nada será suficiente si ellas y ellos continúan desaparecidas y desaparecidos.

    Séptimo, rechazamos la rueda de prensa emitida por las autoridades mencionadas que  utilizaron el taller sobre la problemática de las desapariciones para legitimar su trabajo. Aclaramos que el señor Carlos Moya, no es presidente ni miembro de Asfadec, y Telmo Pacheco quien es nuestro representante legal no estuvo en dicha acción. Por lo tanto exigimos que las autoridades que participaron en la cita con los medios rectifiquen dicho anunció, ya que nosotros como organización no participamos de la mesa directiva.

Octavo, señalamos que en este taller se dejó  por fuera los siguientes puntos fundamentales para encontrar a nuestros seres queridos desaparecidos.

Apoyo interinstitucional e internacional en investigaciones de casos de personas desaparecidas.

       Que se solicite ayuda internacional creando condiciones para que las embajadas y consulados en otros países puedan atender los casos de personas desaparecidas, recibir
       denuncias y coordinar con agencias y organismos nacionales e internacionales para que las familias puedan acceder a la justicia desde el lugar en donde están.
       Crear una Ley de Búsqueda de Personas Desaparecidas que  permita el apoyo de Organismos Internacionales mediante la gestión de información, estrategias de investigación y acompañamiento para fortalecer capacidades para contar  con los recursos humanos, materiales y tecnológicos y mejorar la coordinación en temas de la búsqueda de personas desaparecidas. 

Nuevo Plan de Recompensas 1800 y nuevas campañas en medios
       Call center con personal especializado para tomar información específica que aporte información certera al proceso de búsqueda de personas reportadas como desaparecidas.
       Difusión a través de los diferentes medios de comunicación social de campañas amplias, bien planificadas y con información verificada por los familiares de personas desaparecidas.

Aplicación de estándares mínimos de trato a los familiares de las víctimas.

       Eliminar el maltrato y re victimización a familiares de personas desaparecidas
       Desarrollar cronograma de reuniones periódicas de familiares de las víctimas con los fiscales, agentes encargados del caso, Defensoría del Pueblo, Ministerio de Justicia y Ministerio del Interior a fin de avanzar en los procesos de investigación y búsqueda.
       Garantía y promoción del derecho a la libre asociación a fin de garantizar el derecho de las víctimas a la verdad y la justicia.


Finalmente, como familiares y amigos de personas desaparecidas informamos que seguiremos aquí exigiendo verdad y justicia. Exigimos a las autoridades que nos digan dónde están nuestros seres queridos desaparecidos, qué les pasó y quién lo hizo y por qué. Necesitamos volver a vivir y solo lo haremos si ellas y ellos vuelven a nuestros hogares. No descansaremos hasta que eso suceda.


Asfadec en los exteriores del ECU 911, en Quito tras la reunión con las autoridades. 

TwitterFacebook Google Plus you tube rss