25 de diciembre de 2014

´Que hoy el angelito de la Guarda cuide a nuestros desaparecidos mientras nosotros los buscamos´

Unos transitan con fundas de regalos para Navidad, otros toman fotos al Palacio de Carondelet  y otros han llegado a la Plaza Grande para exigir justicia. Al lado derecho de la Plaza está  un señor con hojas volantes y una gigantografía donde pide al presidente Rafael Correa que le permita trabajar libremente, pues al parecer un funcionario público estaría vulnerando su derecho. Al otro lado está Telmo Pacheco, con más de 50 afiches bajo una misma leyenda ‘Ayúdanos a encontrarlos’. Son los desaparecidos en Ecuador, pero este no es el universo de todas las personas que no han retornado a casa. Según el fiscal general del Estado, Galo Chiriboga, en el país hay 1 671 personas desaparecidas, así lo informó en octubre en el programa Visión 360 de Ecuavisa.
 

En la Plaza Grande los familiares de los desaparecidos exigen justicia y celeridad en las investigaciones.
Son las 12:00 del 24 de diciembre. Ayer  como todos los miércoles los familiares y amigos de las personas desaparecidas ya se encuentran en la Plaza de la Independencia  frente el palacio presidencial. El objetivo:  evidenciar que las investigaciones para hallar a sus seres queridos no tiene resultados pues a la fecha, Telmo Orlando Pacheco, Juliana Campoverde , Leonor Ramírez, David Romo, Angie Carrillo, Josué Yaselga, Camilo Tobar,  Giovanna Pérez, Viviana Yantza, August Reiger, Carolina Garzón, Stalin Cochambay, Carlos Benavides, Luis Sigcho, José Daniel Guanuche, Alfredo Velásquez … aún están desaparecidos.


Entre el ir y venir de la gente Pacheco explica que su hijo Telmo lleva 3 años y dos meses desaparecido. “Desde que mi hijo no está no hay fiestas ni tranquilidad”. Con él coincide, Mayte Benavides que busca a su hermano Carlos desaparecido desde el 15 de enero de 2012. 


Carlos Benavides lleva dos años y 11 meses desaparecido.
Benavides recuerda que la última vez que vio a su hermano fue  un domingo a eso de las 09:30, en el sector de La Luz, en el norte de Quito, cuando Carlos dijo que iría a visitar a su madre de 96 años. Ese día Benavides entregó el pasaje de bus a su hermano ya que ella era la encargada de cuidarlo, pues Carlos sufría de epilepsia. Tenía en ese entonces 51 años. 


Según Benavides, los agentes y fiscales han realizado ‘una búsqueda a paso de tortuga eso es lo que más duele, porque si en el momento  en que la persona desaparece empieza la búsqueda, yo  hubiera encontrado a mi hermano, pero ahora no sé nada’. 


A los dos meses de la desaparición de su hermano,  según Benavides, se realizó el reconocimiento de los lugares de los hechos. ‘El agente tomo unas fotos y nada más. Luego archivo el caso’.  Pese a que en un momento la Unase investigó el caso. No hay resultado alguno.


Para Benavides esta fecha que debería ser de alegría es llena de dolor, pues dice que en su familia no están todos, falta Carlos. Por ello, pide al presidente ´No, nos ignore, no ignore  el dolor de las familias porque son nuestros desaparecidos. Aquí vamos a estar siempre hasta que los encontremos y que hoy el angelito de la Guarda cuide a nuestros desaparecidos mientras nosotros los buscamos´.



Son las 13:00. Turistas, vendedores y transeúntes se acercan y miran los rostros de los desaparecidos.  Algunos se detienen en cada foto, otros miran de reojo y pasan como queriéndose alejar de este fenómeno social que el presidente Correa reconoció hace un año cuando aceptó reunirse con más de 50 familias de desaparecidos.


Este sábado, 27 de diciembre, debería ser la tercera reunión con el mandatario debido a que se cumple los seis meses de plazo.  No obstante, Pacheco dice que hasta el momento los familiares no saben cuándo se realizará esta cita. 


Son las 13:30 y esta vez fueron  pocos los familiares que llegaron al plantón.  

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario

TwitterFacebook Google Plus you tube rss