22 de mayo de 2015

Le quemó los discos a su hija y no la volvió a ver

Roció Mendoza, madre de Kerly Verdesoto. 

El dolor que doña Rocío Mendoza siente desde el 24 de septiembre del 2011 ahora tiene un poco de paz. Ella encontró el pasado 8 de mayo a su hija perdida, pero flotando en una piscina de la morgue de la Universidad de Guayaquil.

El cadáver de Kerly Verdesoto estuvo allí aproximadamente 1.304 días desde que fue encontrado sin identificación en octubre del 2011, en la vía Durán-Yaguachi. Mientras sus familiares anhelaban encontrarla con vida, ahora -según la madre- al menos saben dónde está.
Contenido publicado originalmente en: 
---------------------------------------------
Monitoreo de medios de comunicación 

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario

TwitterFacebook Google Plus you tube rss