9 de mayo de 2015

Fotoreportero brasileño investiga casos de desaparición en el país

Por: Fernanda Báez, reportera de Ayúdanos a encontrarlos - Rayuela Radio.

Foto tomada del Facebook de Diego Herculano




Viene desde Bolivia, en donde reside, y se encuentra en la ciudad de Quito. Diego Herculano, fotógrafo y periodista brasilero está buscando comprender el problema de los desaparecidos en Ecuador. Todas sus fotografías y publicaciones poseen un fuerte sentido humanitario.

Entre los gritos que piden justicia, entre los familiares que buscan incansablemente a su ser querido, entre las varias pancartas llenas de rostros que ya no están, Herculano toma fotografías de  los diferentes ángulos de la desesperación que ve en la Plaza Grande. Primero desde lejos, luego se acerca más, comienza a leer las pancartas, mira los rostros, escucha los pedidos de aquellos que tienen una cama vacía, un puesto vacío en la mesa y esperan poder volver a llenarlo.

Se sorprende al escuchar la cifra que le da Telmo Pacheco: 1606 desaparecidos y cada día se suman al menos dos más. ¿Cómo puede, en un país tan pequeño, existir una cifra tan grande de desaparecidos?, dice intrigado. ¿Será alguna mafia? Pregunta. Nadie le da respuesta.

Se acerca a los familiares quienes le cuentan cada una de las historias de sus desaparecidos. Escucha la historia de Luis Sigcho, Roberto Estévez, Carolina Garzón, Telmo Pacheco, Angie Carrillo, Gaby León, María Beatriz Córdova, Juliana Campoverde… Cada historia es diferente, pero todas buscan un mismo fin: justicia. Y esto lo extraña dice, el fenómeno de las desapariciones en Ecuador parece inexplicable, no sigue un patrón, no hay edad, género o camino parecido entre ninguna de las víctimas. Solo encuentra algo que sí se cumple en casi todos los casos: la justicia no le presta atención a estos. Es lenta y en varias ocasiones ni siquiera hay fiscal investigando.

Herculano no tiene definido el tiempo que se quedará. Quiere encontrar un patrón, una conexión que le ayude a explicar el porqué de este fenómeno. “Solo de esta manera podre visibilizar a los países de fuera lo que sucede en Ecuador”, cuenta el fotorreportero de la agencia Demotix.

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario

TwitterFacebook Google Plus you tube rss