7 de julio de 2016

Familiares de desaparecidos presentan denuncia en Fiscalía por agresiones físicas

Como Asociación de Familiares y Amigos de Personas de Desaparecidas en Ecuador (Asfadec) mostramos nuestra preocupación por la integridad física y psicológica de los familiares y amigos de las personas desaparecidas.

El día 30 de junio de 2016 realizamos un plantón de concientización y sensibilización acerca de la problemática de los desaparecidos en Ecuador.  A la vez nos manifestamos al considerar que las reuniones entre el Presidente Correa y algunos familiares son un espacio revictimizante, falto de operatividad y en el que algunas instituciones, pese  toda evidencia, insisten en demostrar una efectividad e idoneidad, la mayoría de veces inexistente.  Desde enero de 2013 a diciembre de 2015 se registran 1.714 casos en investigación.

Mientras transcurría el plantón, a eso de las 10:00, un grupo de personas que portaban banderas y vestimenta del movimiento de Alianza País  gritaban algunos insultos contra los familiares de desaparecidos allí congregadas. Se dirigieron a nosotros con total insensibilidad utilizando frases inapropiadas y fuera de contexto, calumniando, desprestigiando y re victimizando a los familiares y a nuestros desaparecidos.  

Los gritos eran: “Porque no cuidan bien a su hijos por eso se les desaparece” “Son drogadictos por eso se desaparecen y luego se los hallan muertos por drogadictos  y prostitutas”.

Ese mismo día 30 de junio, sobre las 12h15 aproximadamente, las agresiones tomaron otros tintes y se intensificaron. Telmo Pacheco, padre de Telmo Orlando desaparecido el 3 de noviembre de 2011, en la ciudad de Loja, y presidente de Asfadec; José Antonio Rodríguez, amigo de la Asociación; y Pablo Pulupa, yerno de Leonor Ramírez desaparecida el 29 de abril de 2011, en la ciudad de Quito, fueron interceptados por un grupo de personas en la calle García Moreno y Mejía, en el centro histórico de Quito y fueron agredidos física y verbalmente.

“Cuando estábamos cerca de Mi Comisariato en ese momento una mujer vino por atrás y simplemente gritó “¿cuáles borregos?” y se dirigió a agredir a José Rodríguez, le botó al suelo y lo comenzó a patear y a golpear, era un grupo de seis personas aproximadamente, yo como venía cargando los cartelones solo me puse al frente de ella para que no siga agrediendo a José y ella fue contra mí para atacarme también, entonces aparecieron  unos hombres y me dieron trompones como estábamos cerca del Comisariato, entré allí y solamente así me dejaron en paz, pero seguían golpeando a José. El esposo de Isabel Cabrera se sorprendió y se quedó parado. Los hombres que nos agredieron eran una mujer vestida con un jean oscuro, con una chompa oscura azul era alta y grande, llegó por atrás y nos atacó, los hombres eran jóvenes gordos y fuertes, el ataque fue totalmente sorpresivo, la gente que estaba alrededor comenzó a protestar para que dejen de agredirnos”.

Nuestro compañero, José tiene una fractura en su dedo meñique, hematomas varios y la pérdida de una pieza dental y Telmo tiene varios moretones en el rostro.

Un día después de estos hechos, el 1 de julio de 2016, Ítalo Salazar, tío de Francisco Salazar desaparecido el 26 de septiembre de 2014 y encontrado sin vida diez días después, quien también participo del plantón del día 30 de junio, fue golpeado en la parada de bus El Tejar del Corredor Sur Occidental a eso de las 06:30.

“Quise tomar el bus al momento de ingresar a la puerta del bus  soy jalado por la espalda y me dicen “tú también eres de ese grupito”, y por la espalda proceden a agredirme, no pude reconocer cuantas personas fueron exactamente, pero aproximadamente eran tres, el ataque duró más o menos dos o tres minutos”.

Ítalo tiene una fractura en un dedo de la mano izquierda y otros dedos se encuentran golpeados.

Por estas agresiones, Pacheco, Rodríguez y Salazar presentaron ante la Fiscalía ayer, 6 de julio de 2016, la denuncia por  el delito de lesiones tipificado en el artículo 152 del Código Orgánico Integral Penal (COIP).

Como familiares y amigos de personas desaparecidas rechazamos estas agresiones verbales y físicas de las que somos víctimas y que parecería pretenden que los familiares y amigos abandonemos nuestra lucha por la visibilizacion y exigibilidad de nuestro derecho a verdad y justicia.

Es fundamental que el Estado, a través de diversas instituciones, reconozca públicamente que el ejercicio de la protección y promoción de los derechos humanos de las personas desaparecidas que impulsa Asfadec es una acción legítima y que, al ejercer estas acciones, las defensoras y defensores no están contra las instituciones del Estado sino que, por el contrario, propendemos al fortalecimiento del Estado de Derecho y a la ampliación de los derechos y garantías de todas las personas.

Recordamos al Estado y a la sociedad, que el pasado 1 de abril de 2015, mediante un boletín con el título “Desaparecidos: 4 puntos que el presidente Rafael Correa debe conocer” denunciamos públicamente  que el 5 de marzo de 2015, (día en que se realizó la tercera reunión con el presidente Correa) los familiares fueron víctimas de un ataque de un grupo de personas que ofendieron e insultaron a los padres, madres, hermanos de las personas  desaparecidas.

También denunciamos que durante el plantón  6 de julio en  la Plaza Grande en el que nuevamente nos convocamos para visibilizar los rostros de personas desaparecidas, nuevamente personas que vestían con chompas y banderas de Alianza País llegaron a la Plaza. Esta vez no nos permitieron realizar el plantón frente al Palacio de Carondelet por lo que tuvimos que realizarlo al costado de la Plaza, por la calle Chile, nuevamente personas de civil que se encontraban junto a las personas cercanas a las personas vestidas de Alianza País se acercaron a nosotros para decirnos palabras soeces y crueles. La Policía Metropolitana pidió a estas personas que no provoquen a los familiares. Esto después de que prohibiera el uso de tambores y megáfonos.

Nuestra lucha es legítima y nace del amor que tenemos a nuestros familiares por eso rechazamos que tachen nuestro accionar como actos “politiqueros”. 

Exigimos a la Fiscalía realice una investigación prolija, célere y oportuna que permita establecer la identidad y responsabilidad de las personas que han agredido física y verbalmente a nuestros compañeros. Y al Estado en general, especialmente a la Presidencia de la República, Ministerio de Interior, Ministerio de Justicia y Defensoría del Pueblo velar por que quienes formamos Asfadec y nos reconocemos como Defensores/as de los Derechos Humanos gocemos de la plena protección del poder judicial y que las violaciones cometidas contra nosotros sean rápida y plenamente investigadas y sancionadas.

Así mismo exigimos al Estado cumpla con su obligación de garantizar nuestro derecho a la asociación y a la búsqueda de verdad y justicia para los nuestros, para que estos graves hechos no se repitan. Como Asfadec exigimos garantías que nos otorguen la tranquilidad para poder seguir con nuestras actividades tanto individuales como organizativas.   

“Solos los perderemos, unidos los encontraremos”

Atentamente:

Telmo Pacheco
Presidente de Asfadec
Teléfono 0987704869

30 de junio, plantón en la Plaza Grande mientras se realiza reunión con el presidente Rafael Correa. Foto: Inredh 


 Plantón en la Plaza Grande, 30 de junio. Foto: Voces de Libertad

 Plantón en la Plaza Grande, 30 de junio. Foto: Voces de libertad


Plantón 6 de julio de 2016. Plaza Grande. Foto: Inredh

Camila Tobar, hija de Camilo Tobar desaparecido en el 2012,  exige justicia y verdad en el plantón de la Plaza Grande. 



Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario

TwitterFacebook Google Plus you tube rss